Que Nueva York es considerada popularmente como la capital del mundo es algo que casi nadie cuestiona, pero salvo sus habitantes pocos perciben que es una ciudad de contrastes y oportunidades, donde los ricos son cada vez más ricos y los pobres cada vez más pobres. La ciudad deslumbrante de grandes letreros luminosos y amplias avenidas repletas de boutiques, restaurantes y espectáculos choca con la Nueva York pobre y hostil.  Antonio Muñoz Molina ha escrito el prólogo de la edición española, en el que advierte que «Nueva York es una ciudad y un espejismo de ciudad» porque «La ciudad promete mucho y, en general, da bastante poco a cambio». Seguir leyendo “Nueva York, historias de dos ciudades”